viernes, 19 de octubre de 2007

Ciclo biológico de Pieris brassicae

Reino: Animalia
Phylum: Arthropoda
Clase: Insecta
Orden: Lepidoptera
Superfamilia: Papilionoidea
Familia: Pieridae
Subfamilia: Pierinae
Tribu: Pierini
Género: Pieris
Especie: P.brassicae
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Cap. I:
La mariposa de la col es un insecto oportunista. Las larvas de la mariposa de la col se alimentan, como su nombre vulgar alude, sobre todo, de coles y otras crucíferas, como coliflores, colza, nabos o rábanos.

Su época de reproducción va de abril a setiembre. La hembra deposita, en paquetes de 20 a 50 huevos, sobre el anverso de las hojas, más de un centenar de amarillentos huevos esféricos.

Al cabo de muy poco tiempo, un poco más de una decena de días, eclosionan las larvas de los huevos.

La familia Pieridae, a la que pertenece esta especie, está formada por especies solitarias. Sin embargo, esta especie en concreto, la mariposa de la col, es gregaria cuando se encuentra en la fase larvaria. En este momento de su vida, podemos encontrarlos agrupados, todos los individuos nacidos de la misma generación, a la parte superficial de las hojas.

Cap. II
A partir de la primera muda, las larvas continúan siendo gregarias, sin embargo, el gran grupo inicial ya se ha dispersado de la zona superficial del follaje hacia toda la espesor de la planta y se han formado, en su lugar, varios grupos más pequeños.

Las larvas crecidas son de color verdoso y finamente peludo, con pequeñas manchas negras y están adornadas con 3 líneas amarillentas a lo largo de su cuerpo. Las orugas de la mariposa de la col recién eclosionadas tienen una apariencia gris.

La ninfosis (o periodo que tarda la oruga en transformarse en adulto), al igual como el desarrollo embrionario, también es muy rápida. En poco más de 10 días (unas 2 semanas aproximadamente), las larvas de la mariposa de la col ya se han transformado en mariposa.

Cap. III
A pesar de que los adultos de mariposa de la col contribuyen a la polinización cuando se posan sobre una flor para libar su néctar, sus larvas son muy dañinas para el agricultor.
Recordemos que, las orugas no sólo se alimentan de plantas silvestres, también entran en su dieta varias plantas cultivadas, como la col, la coliflor o el nabo.
Por lo tanto, es una especie de insecto que repercute negativamente para los intereses humanos.
Esta especie de mariposa se considera una plaga de los cultivos.
La familia Pieridae, a la que pertenece esta mariposa, es de las pocas que realmente causan perjuicios a nivel económico.
La voracidad de las orugas, ya de por si enorme, se ve incrementa de muda en muda, a medida que crecen de tamaño.

Las larvas de mariposa de la col pueden llegar a atacar las hojas hasta dejarlas sólo en los nervios principales.
No obstante, afortunadamente, esta especie, normalmente, ataca las hojas más superficiales, y por lo tanto, el daño es menor que si destruyese el corazón de la planta, parte cuyo valor comercial es mucho más alto.
Al daño directo sobre la planta que causa la oruga de la mariposa de la col, se le debe añadir el perjuicio que ocasionan sus excrementos, que pueden llegar a hacer inservible a la verdura afectada.

Cap.IV
Mide hasta 40 mm. Su cuerpo es de color gris pálido, con gruesos puntos negros dorsales y, algo menos marcados, laterales.
Existe una línea amarilla medio-dorsal y, sobre los espiráculos, una banda amarilla pálida.
Su cabeza es grisácea, manchada de negro.

Tiene un olor desagradable y sus manchas conspicuas probablemente advierten a los depredadores que tiene mal sabor.

Cap.V
La pupación tiene lugar al cabo de un mes.

Antes de transformarse en crisálida, de tipo cingulada, teje una especie de cinturón para sujetarse firmemente a un soporte que le permite adherirse a cercas, paredes, troncos de árboles o incluso a la planta nutrícea, como en este caso.

Las pupas de la primera generación producen mariposas al cabo de unos quince días, aunque las de la segunda invernan y no dan los adultos hasta en la siguiente primavera.

La peor pesadilla para Pieris brassicae es un himenóptero (una avispa) parasítico que devora a la mariposa de la col cuando se encuentra en su capullo. Aquí está la avispa en acción: Apanteles glomeratus

Después de eclosionar, aparece esta linda mariposa. El siguiente paso será buscar pareja para reproducirse e iniciar de nuevo su ciclo biológico.



[Font]

6 comentarios:

Antonio J. Muñoz dijo...

Un documento magnífico Mónica. Es completo, completo. Felicidades.

Nicolas Moulin - NiMou dijo...

Te decia que iba a ser todo un documento, pues lo es. Beso

Ester dijo...

Hola Monica,

Espero que con un poco de suerte puedas leer esta entrada.
Quería pedir tu autorización para poder utilizar una de las fotografías de este mensaje y enlazarlo desde mi web, que trata de horticultura.

Puedes verla clickeando en mi perfil. Saludos!

Ester dijo...

Hola Monica,

Espero que con un poco de suerte puedas leer esta entrada.
Quería pedir tu autorización para poder utilizar una de las fotografías de este mensaje y enlazarlo desde mi web, que trata de horticultura.

Puedes verla clickeando en mi perfil. Saludos!

Javier dijo...

Hola monica, espero este bien, quisiera pedir tu permiso para poder utilizar las imagenes de tu documento para realizar una pagina para la Escuela Agricola Panamericana, Zamorano... es para una materia llamada fitoproteccion... si puede, respondame a mi direccion javierhidalgo157@hotmail.com gracias de antemano

EMIL SÁEZ A. dijo...

Es la mejor información que he encontrado en Internet. A mi jardín llegan varias mariposas en primavera y otoño principalmente, a depositar sus huevos en las hojas de mis capuchinas (tropaeolum majus), Una vez que terminan su postura marco las hojas y espero que eclosionen las larvas para luego cortar la hoja y depositarlas en un terrario. Ahí las resguardo y proveo de alimento (más hojas de la misma planta) a medida que vayan necesitando hasta que se transforman en pupas y luego en mariposas a las que libero en el mismo jardín. He notado que cada vez llegan más y más mariposas a depositar sus huevos lo que me hace suponer que regresan al mismo sitio donde nacieron a repetir el ciclo. Lo hago de esta manera para evitar que me malogren las plantas (las orugas tienen una voracidad increible) y sólo las alimento con las hojas dañadas naturalmente respetando así a las mariposas y conservando la belleza de mis plantas. Felicitaciones por tu blog!!
EMIL SÁEZ A. (Concepción, Chile)