sábado, 22 de agosto de 2009

Cicada orni


Foto tomada cerca del Rio Brugent (Alt Camp - Tarragona)
Orden: Hemiptera
Suborden: Auchenorrhyncha
Familia: Cicadidae

Los cicádidos (Cicadidae), conocidos popularmente como cigarras o chicharras, o cícadas en su etapa ninfal, son una familia de insectos del orden Hemiptera. Tienen pequeños ojos muy separados en la cabeza y cuatro alas transparentes o translúcidas. Las alas anteriores son grandes y muy visibles, mientras que las posteriores son más pequeñas y quedan ocultas cuando no está volando. Las cigarras, también llamadas chicharras en algunos países como Guatemala, Nicaragua, México, Costa Rica, Chile, Venezuela o España, pueden vivir tanto en climas templados como tropicales.

Es notorio el canto entonado por los machos para atraer a las hembras, producido por un aparato estridulatorio situado en los costados del primer segmento abdominal, que consta de membranas quitinosas llamadas timbales y de sacos con aire que funcionan como cajas de resonancia, emitiendo cada especie un sonido propio característico. Los órganos auditivos están ubicados en el tórax. Aunque el sonido es emitido a cualquier hora del día es más frecuente e intenso al anochecer y al amanecer.

Miden entre 15 y 65 milímetros de largo. Poseen un "pico" largo para alimentarse de savia de los árboles y otras plantas. Tienen un desarrollo vital completo que dura de 2 a 17 años, según la especie.

Ciclo de vida
* Las hembras ponen sus huevos y mueren poco después.
* Los insectos jóvenes (o ninfas) caen al suelo y penetran en la tierra.
* Las ninfas viven dentro de la tierra de 4 a 17 años (dependiendo de la especie) y se alimentan de la savia de las raíces.
* Después de ese período, cavan túneles, suben a los árboles y sufren una muda, transformándose en adultos con alas y genitalia desarrollada listos para el apareamiento.
* El apareamiento tiene lugar generalmente durante los meses cálidos, aunque la época varía según la especie y la región. Varias especies se aparean en una misma época lo que produce un fenómeno sonoro peculiar, durante unas dos semanas de cantos ensordecedores, apareamientos y puesta de huevos.
* Los machos pueden llegar a morir debido a la diferencia de presión sonora producida por un aparato estridulatorio situado en los costados del primer segmento abdominal, que consta de membranas quitinosas llamadas timbales y de sacos con aire que funcionan como cajas de resonancia.

2 comentarios:

Jorreto dijo...

De éstas nos gastamos pocas por estos lares. No hace el calor suficiente, y les debe de gustar a rabiar porque siempre que las he visto hacia calor insoportable.
El año pasado en una isla en el Adriatico (en Croacia) cantaban que molestaban. Se las veia a simple vista si ningún esfuerzo.
Este verano está siendo fructifero en macros. Ya te contaré.
Saludos Nico,

sixto dijo...

Pues por aquí, se mueren de calor, ya ni cantan, tienen el instrumento seco,
Saludos